Apalancarse para obtener beneficios increíbles

¿No sabes qué es o cómo funciona el apalancamiento? En este post te explicamos de forma clara y sencilla en qué consiste, para que comprendas como gracias a él se pueden conseguir beneficios increíbles.

El concepto del apalancamiento se basa en que en vez de comprar una cosa, compras la opción de comprar o vender esa cosa. Es decir, en vez de comprar 10000 libras esterlinas (GBP), compras la opción de comprarlas. Por ejemplo, imagina que la libra cotiza a 1.00 EUR, crees que en un mes va a subir y tu contraparte en el mercado piensa que va a bajar. En vez de comprar 1000 GBP, puedes comprar la opción de comprarlas, por ejemplo por 10 EUR. De esta manera cuando pase un mes, podrás efectuar la opción de compra y pagar 10000 EUR por 1000 GBP o no hacerlo. Si como pensabas, la el valor de la libra sube, puede que para entonces las 10000 GBP ya no valgan 10000 EUR, sino 10100 (una subida de un 1 % en un mes), si es así, podrías comprar las GBP por 10000 EUR y automáticamente venderlas por 10100 EUR. Es decir, tu inversión habrá sido de 10 EUR, el precio de la opción, y tu beneficio de 100 €. ¿Qué otra inversión te permite ganar un 1000 % de beneficio?

Seguramente ninguna. Esta es la lógica que hay detrás del apalancamiento. Por tanto, con muy poco dinero, puedes mover muchísimo y obtener unos beneficios extraordinarios. Ahora bien, ten en cuenta que lo mismo puede ocurrir con las pérdidas. En el ejemplo anterior, si no aciertas tu predicción y la GBP baja, perderías tu opción de compra de 10 EUR, es decir, el 100 % de tu inversión.

Por tanto, con el apalancamiento puedes ganar muchísimo dinero, pero debes llevar una buena gestión de riesgo. En general, se recomienda que en una sola operación no arriesgues más del 2 -3 % de tu capital destinado a invertir en CFDs.

Si quieres aprender más sobre CFDs, visita la sección educativa de Capital88, donde encontrarás contenidos interesantes sobre la inversión con este producto.

Be the first to like.